Buscar
  • MIW group México

¿En qué te pareces a Tom Brady?

Por Guillermo Iglesias Arroyo


Si eras de los que te escogían al último cuando jugabas con otros niños, del que se reían de ti cuando decías que ibas a ser astronauta o presidente, del que todos tenían pocas expectativas acerca de lo que lograrías en la vida o el que tenía que esforzarse más que los demás para poder permanecer en un lugar, te pareces a Tom Brady.

Era el 3 de Febrero de 2002, se jugaba el primer Superbowl después de los atentados terroristas a las torres gemelas en Nueva York del 11 de Septiembre, el show de medio tiempo corrió a cargo de U2 y se enfrentaron los poderosos y favoritos Rams contra los Patriotas, el juego fue muy bueno y el espectáculo también, pero ese día fuimos testigos de que aquella historia sacada de las películas de Disney, donde el personaje en el que nadie creía se convierte en el protagonista y role model del cuento si existe, y hoy después de 19 años la vemos reflejada en Tom Brady.


Brady fue el Quarterback ganador de ese juego, y para los que no lo saben fue un prospecto del que nunca se tuvieron grandes expectativas, era como “el nuevo” que llega a tu oficina y del que no esperas que dure mucho tiempo. Brady siempre tuvo que luchar por un lugar en los equipos deportivos donde participó. El mismo reconoció desde niño que no tenía el talento de muchas otras personas que lo rodeaban, pero si sabía y era consciente que sus más grandes talentos eran aquellos que no se veían, la disciplina, el trabajo duro y la resiliencia.


Hoy tiene 43 años, está jugando con jugadores que tienen la mitad de su edad, sigue desempeñándose al más alto nivel y públicamente ha declarado que quiere jugar hasta los 45.


¿Qué hace Tom Brady para mantenerse en la cima de su desempeño?


Aquí es donde viene la parte interesante y si ya te identificaste con él por el inicio de este blog, deseo que hacia adelante te parezcas en todo lo demás. Su modelo de liderazgo sacado de diferentes publicaciones y entrevistas, es el siguiente:

  1. Enfoque: determina que quieres lograr y no lo pierdas de vista ni un solo día del plazo que te pusiste, cuando le preguntan cuál de sus campeonatos ha disfrutado más, el contesta “El próximo”.

  2. Confianza: siempre debes de creer en ti, en tu talento y en tu proceso de evolución, “Nunca dejes que nadie te diga que puedes o no puedes lograr, tú puedes hacerlo”.

  3. Determinación: una vez que te propongas algo debes darlo todo y alinear todos los recursos a tu alcance para cumplir esa promesa que te hiciste, “Siempre trata a tu entrenamiento, como si estuvieras en un juego”.

  4. Responsabilidad: debes hacerte responsable de todo lo que te pasa, la mayor parte de lo que obtienes es porque tu trabajaste para eso, analiza todos los días si lo que vas a hacer hoy construye el camino hacia mañana, “No tienes que ser perfecto, pero tienes que trabajar todos los días para ser un poco mejor que el anterior”.

Brady nunca deja de aprender, siempre esta abierto a escuchar, a encontrar nuevas formas de hacer las cosas y a cambiar, todos tenemos la oportunidad de alcanzar nuestro máximo potencial, pero va a llegar si estás dispuesto a hacer las cosas diferentes, establece tus objetivos, alinea tus prioridades para lograrlos y lleva a cabo las acciones correspondientes, pero hay un par de pasos anteriores a esos que aprendí de mi querido amigo Roberto Mourey, todo empieza por pensar diferente.


Desafía el poder de tu talento, piensa que si puedes y que el límite lo pones tú.

Brady tiene una cita con el destino mañana a las 5:30 pm para saber si gana su séptimo campeonato y seguir cumpliendo su sueño, la tuya empieza cuando dejes de leer esto y deseo que la tomes, que la disfrutes y que obtengas lo que deseas.

942 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo